Cuba usa la hidroxicloroquina en el tratamiento temprano de la COVID-19

El Doctor Agustín Lage Dávila, asesor del presidente de BioCubaFarma y ex director del Centro de Inmunología Molecular en La Habana, dijo este jueves a la Agencia Anadolu que en Cuba es usada la hidroxicloroquina en el marco del protocolo para el manejo de pacientes con coronavirus.

CAPAC- Tomado de Resumen Latinoamericano Cuba/ Foto: Getty Images.

De acuerdo con el reporte, las autoridades de salud en Cuba aplicanbajasdosis del medicamento antipalúdico para tratar eficazmente a los pacientes con COVID-19 en las primeras etapas de la enfermedad.

«Somos conscientes de las polémicas en torno a este producto”, dijo el Doctor Agustín Lage a Anadolu. Los médicos aquí —añadió— en su mayoría tienen una buena opinión de los resultados que han logrado, siempre que el medicamento se use en una etapa temprana en dosis bajas y solo con pacientes sin comorbilidades, que podrían complicarse con la hidroxicloroquina.

El científico aseguró que Cuba continuará usando hidroxicloroquina en los «pocos pacientes activos» que quedan en el país, aunque «no es el componente principal» del protocolo cubano.

Pero, “la hidroxicloroquina es solo uno entre varios medicamentos que se utilizan en el protocolo para tratar pacientes con coronavirus. Otros cinco fármacos clave que se usan son exclusivos de Cuba”, dijo el Doctor Agustín Lage.

Entree estos, el investigador mencionó el interferón humano recombinante alfa-2b, una combinación de interferón alfa e interferón gamma, llamado HeberFERON; la Biomoduline T; el péptido CIGB-258 (Jusvinza) y el anticuerpo monoclonal humanizado Itolizumab. Asimismo, reconoció que algunas de estas drogas han sido aplicadas efectivamente en el tratamiento del dengue y del cáncer.

En este sentido, explicó que “BioCubaFarma, la organización cubana de industrias biotecnológicas y farmacéuticas, es una sociedad que gestiona y coordina los esfuerzos nacionales en el sector biofarmacéutico para producir medicamentos y equipos médicos, con 34 compañías y más de 20,000 empleados”.

Por su parte, Macías Abraham, director del Instituto de Hematología e Inmunología en La Habana, dijo a Anadoluque «la transfusión de plasma convaleciente es un tratamiento seguro y efectivo», pero el paciente que ha contraído el coronavirus debe ser tratado «lo antes posible» dentro de los 16 días posteriores al ingreso al hospital.

El reporte también destaca cómo Cuba, “con una de las proporciones más altas del mundo en términos de densidad de médicos —8.2 por cada 1,000 personas, según el Banco Mundial—, se destaca entre los países más capaces del mundo para combatir la la COVID-19, con solo 87 muertes reportadas hasta ahora y un poco más de 2.400 casos».

Al comparar esta realidad con la de Estados Unidos la fuente señala que “solo el estado de Florida ha registrado más de 4.000 muertes y al menos 223.000 infecciones, según la Universidad Johns Hopkins”, y que, en general, en ese país las infecciones “han superado los 3,1 millones y las muertes han aumentado rápidamente a más de 133.000”.

La nota aborda, además, el tema de la potencial cooperación cubano-turca en salud, encaminada desde antes de COVID-19a través de conversaciones con muchas organizaciones y empresas turcas. “Estaremos más que felices de ver organizaciones turcas y cubanas desarrollando una vacuna para la enfermedad por coronavirus», declaró el Doctor Lage.

El texto también se refirió a la colaboración entre Cuba y China en biotecnología. “Los dos países renovaron para los próximos cinco años un memorando de entendimiento firmado por primera vez en 2004, que estableció las bases para la cooperación estratégica en este campo”. Espero que algún día -dijo el Doctor Lage Dávila- el sector de la salud cubana logre esto también en Turquía.

Dejá una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.