Cuba: Avanzan a la tercera fase de recuperación todas las provincias del país, con excepción de La Habana y Mayabeque

A partir del próximo 20 de julio la mayoría de las provincias cubanas pasarán a fase 3 de recuperación de la Covid-19, con la excepción de La Habana y Mayabeque.

CAPAC- Por Leticia Martínez/ Tomado de Cubadebate/ Foto de portada: Estudios Revolución.

Ante el control de la epidemia de la COVID-19, Cuba continúa con pasos firmes hacia su total recuperación y así se confirmó este jueves en la reunión del Grupo Temporal de Trabajo para la prevención y control del nuevo coronavirus, al darse a conocer la decisión de pasar de manera gradual a la fase tres al municipio especial Isla de la Juventud y a todas las provincias del país a partir del 20 de julio, con excepción de La Habana y Mayabeque, que siguen en fase uno y dos, respectivamente.

En la reunión — encabezada por el Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez—el Primer Ministro, Manuel Marrero Cruz, aclaró que La Habana y Mayabeque han confirmado casos en los últimos 15 días, mientras los restantes territorios no los registran desde hace más de 28, lo que equivale a dos períodos de incubación de la enfermedad.

Precisó que la capital se mantendrá en fase uno hasta tanto se cumplan los indicadores sanitarios de la segunda fase, de manera sostenida, durante 10 días. En tanto, Mayabeque permanecerá en la segunda hasta que estabilice los parámetros determinados por Salud Pública.

Las demás provincias y la Isla de la Juventud “restablecerán en su totalidad las actividades económicas y productivas, la apertura de todos los establecimientos gastronómicos y comerciales, la atención hospitalaria y los trámites presenciales de todas las actividades de prestación de servicios”. No obstante, agregó, se mantienen la suspensión de carnavales y otras festividades de alta convocatoria, así como la limitación de los servicios que ofertan los centros nocturnos, en dependencia de sus formatos y características

Marrero Cruz insistió en la necesidad de mantener las medidas sanitarias y el aislamiento físico —aplicables en las tres fases de la recuperación— incluyendo el uso del nasobuco en lugares públicos y cerrados donde exista concentración de personas. 

En esta reunión de trabajo con sede habitual en el Palacio de la Revolución — en la que también participó el vicepresidente de la República, Salvador Valdés Mesa— se actualizó sobre la situación del país frente a la epidemia de la COVID-19, que sigue mostrando alentadores resultados. Este jueves, precisó el ministro de Salud Pública, José Angel Portal Miranda, de los 2 mil 440 casos confirmados con el SARS-Cov-2 en estos cuatro meses, solo permanecían ingresados 66.

El titular aseveró que continúa la realización de pesquisas activas en todo el territorio nacional y la cifra de personas visitadas sigue superando diariamente los tres millones. Al respecto, el Presidente Díaz-Canel insistió en la importancia de estimular aún más el autopesquisaje a través de la aplicación para dispositivos móviles, un método que contribuye a la detección de posibles casos de la COVID-19 y que también podría usarse para otras enfermedades como el dengue.

A través de videoconferencia rindieron cuenta las autoridades de Las Tunas, Granma y Holguín, provincias que tienen estabilidad en los indicadores epidemiológicos y transitan sin dificultades hacia la tercera fase de la recuperación. Con la apertura de sus actividades productivas y de servicios; la aplicación de medidas higiénico-sanitarias; y la preparación de las actividades del verano y el reinicio del curso escolar; van volviendo poco a poco a la cotidianidad que trastocó la epidemia.

Mientras, La Habana sigue de cerca los tres eventos de transmisión abiertos en la ciudad: dos del municipio Centro Habana, específicamente en los consejos populares Los Sitios y Colón; y uno del Cerro, en el consejo popular Pilar-Atarés. A la par continúa el control de foco en los municipios Cotorro, Diez de Octubre y Habana del Este.

Acerca de estos temas, el gobernador de la capital, Reinaldo García Zapata, precisó que el día anterior se procesaron 2 139 muestras PCR y solo dos resultaron positivas. Ambas personas confirmadas con la COVID-19 se encontraban asintomáticas y son contactos de casos.

García Zapata reiteró que La Habana cumple los cinco indicadores establecidos por Salud Pública para permanecer en la primera fase de la recuperación. Se trabaja con toda intencionalidad, aseguró, en los seis municipios con mayor transmisibilidad del virus, con medidas de reforzamiento, pesquisa a la población de riesgo a través de kits rápidos y pruebas PCR en tiempo real, aislamiento de los núcleos familiares  y la limitación de movimientos en zonas bajo estrecha vigilancia.

Al propio tiempo, agregó, se ha elevado el nivel inmunológico de las personas que tenemos en los hogares de ancianos, lo cual es una prioridad; y se han acercado los servicios de primera necesidad en aquellas comunidades más afectadas por la enfermedad. Todo ello en un esfuerzo colosal por asestar el golpe último a la epidemia.

Dejá una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.