Corea socialista: Kim Jong Un rinde homenaje a Kim Il Sung en Palacio del Sol Kumsusan

El 8 de Julio de 1994 fallecía Kim Il Sung, uno de los líderes revolucionarios más eminentes del siglo XX, héroe combatiente, líder de la resistencia armada antijaponesa, y padre de la actual República Popular Democrática de Corea. En el día de hoy Kim Jong Un y todo el pueblo coreano le rinden máximo homenaje.

CAPAC – tomado de Naenara – fuente: ACNC

Con motivo del día de máxima recordación nacional (8 de julio, día de fallecimiento del Presidente Kim Il Sung), los habitantes de todo el país rinden homenaje hacia el Palacio del Sol Kumsusan, lugar sagrado del Juche, reflejando su añoranza y respeto ilimitados al gran Líder.

El estimado compañero Kim Jong Un, Secretario General del Partido del Trabajo de Corea y Presidente de Asuntos Estatales de la República Popular Democrática de Corea, visitó a la hora 0 del día 8 el Palacio del Sol Kumsusan.

Estuvieron presentes en esta ocasión los miembros del Buró Político del Comité Central del PTC y del órgano de dirección central del Partido.

Estuvo sumergido en un clima solemne el palacio donde se encuentran los cuerpos del Presidente Kim Il Sung y el Dirigente Kim Jong Il, el primero fundador y ambos constructores del gran PTC y nuestro Estado poderoso, padres de la nación y sabios virtuosos de la revolución.

Fue depositado ante las estatuas de pie de los líderes antecesores un cesto de flores dedicado por el estimado compañero Kim Jong Un.

Quedaron colocados también los cestos florales a nombre del CC del PTC, el Comité de Asuntos Estatales, el Presidium de la Asamblea Popular Suprema y el Consejo de Ministros de la RPDC.

Junto con los participantes, el Secretario General rindió homenaje a los líderes antecesores ante las estatuas de pie.

En los salones de eternidad donde están conservados los cuerpos del Presidente y el Dirigente, volvió a dirigirles los votos por la eternidad de ellos quienes realizaron imperecederas hazañas por la patria, el pueblo, la época y la revolución con sus profundas ideas y teorías, extraordinarios liderazgos y magnas prácticas revolucionarias.

Los integrantes del órgano de dirección central del Partido tomaron la firme decisión de cumplir con toda su responsabilidad como pilar del partido y directivo de la revolución en la actual lucha por llevar adelante el socialismo al estilo coreano apoyando con lealtad la idea y guía del Secretario General.